Lasso decretó el estado de excepción por la ola de inseguridad en Ecuador

No te olvides de compartir

0
(0)

El mandatario ecuatoriano, Guillermo Lasso, firmó el Decreto del Poder Ejecutivo por el cual se decretó el estado de excepción en ese país, por espacio de 60 días, para hacer frente a una ola de inseguridad atribuida al narcotráfico.

El Presidente de Ecuador, Guillermo Lasso, decretó el estado de excepción en ese país, por espacio de 60 días, para hacer frente a una ola de inseguridad atribuida al narcotráfico. En este contexto, se llevarán a cabo controles de armas, inspecciones, patrullaje las 24 horas del día y requisiciones de droga, entre otras acciones.

«Empezando de inmediato, nuestras Fuerzas Armadas y policiales se sentirán con fuerza en las calles, porque estamos decretando el estado de excepción en todo el territorio nacional, con especial énfasis en aquellas provincias donde los indicadores de violencia lo justifica», dijo Lasso en un mensaje dirigido a los habitantes de su país, emitido en cadena nacional.

El mandatario, además, comprometió el respaldo necesario a la fuerza pública para llevar a cabo «su lucha contra el crimen» dentro de un plan de seguridad nacional.

Decretamos Estado de Excepción en todo el territorio nacional para llevar a cabo controles de armas, inspecciones, patrullaje las 24 horas del día, requisiciones de drogas, entre otras acciones; y crearemos la Unidad de Defensa Legal de la Fuerza Pública. pic.twitter.com/3eSNrKSQPJ

«En las calles del Ecuador hay un solo enemigo: el narcotráfico. En los últimos años Ecuador ha pasado de ser un país de tráfico de drogas a uno que también consume drogas», expuso Lasso.

Al mismo tiempo, explicó que esto no solo se refleja en la cantidad de droga consumida en el país, sino en la cantidad de crímenes que hoy tienen relación directa o indirecta con la venta de estupefacientes.

«Cuando el narcotráfico crece, aumentan también sicariatos y homicidios, robos a domicilios, a vehículos, bienes y personas», señaló. También detalló que más del 70 por ciento de las muertes violentas que ocurren en la provincia de Guayas (suroeste) está de alguna forma relacionada con el tráfico de drogas.

La decisión de decretar estado de excepción en el país surge a raíz de un incremento de la inseguridad y de muertes violentas en varias provincias ecuatorianas, lo que ha movilizado a la ciudadanía a exigir al Gobierno una lucha frontal a la delincuencia.

Lasso se convenció de tomar la decisión de acabar con la violencia, después de que el último domingo un niño de 11 años murió en medio de fuego cruzado entre policía y delincuentes durante un asalto a una heladería en el sur de Guayaquil, capital de la provincia de Guayas.

«Todos tenemos algo en común: queremos un Ecuador seguro para vivir tranquilos; sin seguridad no hay desarrollo», subrayó Lasso, tras enviar su solidaridad y condolencias a los familiares del menor.

Al mismo tiempo, anunció que creará la Unidad de Defensa Legal de la Fuerza Pública que se dedicará exclusivamente a la protección de todos aquellos miembros de la Policía y de las Fuerzas Armadas que sean demandados por simplemente cumplir con su deber.

«La ley debe intimidar al delincuente, no al policía. Actúen señores integrantes de las fuerzas del orden con la valentía que los caracteriza», solicitó el mandatario.

En paralelo, adelantó que su gobierno indultará a todos aquellos que hayan sido injustamente condenados por haber cumplido con su labor, y llamó a los jueces «a garantizar la paz y el orden, no la impunidad y el crimen».

En esa línea, dijo que el Gobierno enviará a la Asamblea Nacional (Congreso) un proyecto de ley de respaldo a los agentes del orden. «Así el Gobierno desplegará, coordinará, protegerá y unirá a todas las fuerzas del orden para llevar a cabo una sola misión: devolver la seguridad a los ciudadanos. Juntos en una sola fuerza llevaremos la batalla al hampa donde sea que se esconda», afirmó.

Medidas de seguridad ante la situación actual que vive el Ecuador.

Por último, manifestó que formará un comité interinstitucional entre todos los ministerios del frente social y la secretaria de Derechos Humanos para prevenir y detener la adicción, y reinsertar a los consumidores en la sociedad. En lo que va de este 2021 se han incautado 148 toneladas de narcóticos en Ecuador.

Este año se han registrado revueltas en las cárceles del país debido a la violencia del narcotráfico, especialmente de Guayaquil, las cuales han terminado en macabras masacres entre reos de bandas mafiosas rivales vinculadas con cárteles mexicanos de la droga. Cerca de 230 personas han sido asesinadas en esos recintos. IP

¿Qué te pareció este artículo?

¡Haz clic en una estrella para puntuar!

Promedio de puntuación 0 / 5. Votos: 0

Hasta ahora, ¡no hay votos!. Sé el primero en puntuar este contenido.


No te olvides de compartir